Foro / Psicología / Familia - Psicología de los niños

Tartamudeo con 2 años y medio

20 de marzo de 2006 a las 15:37 Última respuesta: 28 de julio de 2018 a las 7:48

hola!
tengo una niña de 2 años y medio, y de repente una mañana amanecio tartamudeando, de esto hace 2 dias,,, ¿a alguien la ha pasado? porfavor contarme
gracias

Ver también

La respuesta más útil

28 de julio de 2018 a las 7:48
En respuesta a

Tartamudeo
Mi hijo tiene 3 años y 1 mes y desde hace 5 meses ya se atrancaba hablando repitiendo la primera silaba pero desde hace dos dias mi hijo ha pasado de hablar asi que en un principio no le impedia tener una conversacion normal porque no era muy continuo a hablar de esta forma mmmmmmmmama mmmme mmmmmmmmmmmonta en el columpio.Es super angustioso porque esto va acompañado de el cierre de los ojos y de un pequeño gritito para que le salga la silaba.Por favor responderme si sabeis algo porque estoy muy asustada al pensar que ha sido un empeoramiento de su tartamudeo inicial.Mañana voy al pediatra.

Hola ya pasaron algunos años de tu publicación yo justo ahora estoy pasando exactamente lo mismo hace una semana empezó y ha ido empeorando ya que ahora  cierra sus ojos y se bloquea trató de seguir los consejos no angustiarme y no angustiarlo pero la verdad es muy preocupante, me gustaría saber si me puedes conpartir que evolución tuvo tu hijo se que todos los niños son diferente pero durante la espera es reconfortante leer los casos de evolucion Saludos 

Me gusta

20 de marzo de 2006 a las 23:39

Hola aroa
Hola!! Ante todo no te preocupes, a mi hija que ahora tiene 4 años le paso exactamente igual. Siempre ha sido una niña muy despierta y espabilada, y muy adelantada en todo, vamos que era bien pequeña y se la veía bastante "madura" para su edad.
Cuando cumplió dos años nació su hermanito y no veas que bien asumió todo, ni celos, ni rabietas, nada de nada. Yo estaba alucinada, temía mucho ese momento porque ella fue la primera hija, la primera nieta, la primera sobrina, osea, mimos por todos los lados. Pero muy al contrario de lo que esperábamos ella lo aceptó fenomenal, además era muy "independiente" para su edad, se entretenía a ratitos jugando sóla, etc..
Pues bien, ese verano, cuando mi hijo pequeño tenía 7 meses, mi marido no tenía vacaciones hasta agosto, por lo que decidimos irnos nosotros tres(mis dos hijos y yo) a la playa unos días antes con los abuelos. Pues eso, mi marido aprovecho un fin de semana para hacer el viaje y poder llevar todas las cosas. Todo fenomenal, mi hija tiene muy buena relación con mis padres. El domingo por la mañana mi marido habló con la niña y le dijo que tenía que volver a Madrid para trabajar pero que volvía el fin de semana, ella lo aceptó muy bien. Cuando se levantó de la siesta y vio que no estaba su papi, se agarró a mi y empezó a decir : tu no te vayas eh mama?? y yo le dije que no que nadie se iba a ir. Esa misma tarde mi hijo pequeño nos sorprendió a todos empezando a gatear por la terraza, así de la noche a la mañana, como si lo hubiera estado haciendo siempre. Puedes imaginarte la "minifiesta" de celebraación de los abuelos, que si que mayor, que como había pasado el tiempo...
En fin, que a la mañana siguiente la niña se levantó tartamudeando. Empezó con alguna frase y según fue acabando el día no era capaz ni de contarle al papi lo que había hecho en la playa, imagínate el panorama... Mi madre y yo somos profesoras así que hablando por la noche, llegamos a la conclusión de que podía ser toda esa situación que había vivido y no le dimos mayor importancia. Pues bien, los días pasaban y la niña cada vez iba a peor, nada más te digo que hasta pensé en volverme de la playa y todo... A los diez días mis padres se fueron y llegó mi marido. Yo pensé que así se iba a arreglar todo, pero nada, la niña seguía igual y aunque nosotros tratábamos de no darle importancia, es algo imposible, yo notaba su angustia cuando alguien le preguntaba algo, ya no quería ni ponerse al teléfono cuando nos llamaba la gente. La tratamos con mil mimos, intentamos "dejar de lado" al peque en su presencia(pobrecito mío, al fin y al cabo él no se enteraba de nada..), pero nada, cada vez peor..
En cuanto volvimos a Madrid fui al pediatra (primero sin ella para comentarle el caso) y me dijo que a esa edad es muy común, que les suele pasar a niños muy inteligentes que su mente va más rápido que su habla y por eso se tropiezan, y me comentó que además a la mía le podía haber surgido como una vía de escape para demostrar los celos que no había tenido, es decir, como si no lo hubiera sabido exteriorizar de otra manera. Yo le dije que me extrañaba, porque el pequeño ya tenía 9 meses, pero me dijo que es exactamente cuando surgen los celos. Los niños más independientes y maduros no ven competencia en un bebe que se pasa el día durmiendo y comiendo (cuando era bebe), pero cuando empiezan a "despertar" ahí ven su
competencia..
Me dijo que no nos obsesionáramos, que era muy pequeña para llevarla a ningún especialista, que la diéramos tiempo y que ella no notara que nos preocupaba porque si no sería su "arma perfecta"..
Empezó el cole y seguía igual , unos días mejor y otros peor, pero no desparecía. Lo comentamos con su profesora y nos dijo lo mismo que el pediatra, pero la pobre niña ya decía : hoy no he hablado en la asamblea, porque como no lo hago bien...(nos daba una pena que nos moríamos...). Pues bien, como a las dos semanas empezamos a notar un montón de mejoría, aunque no nos queríamos hacer ilusiones..., pero sí, igual que vino se fue. La profe y el pediatra son de la opinión que en ese tiempo el plano intelectual y el lingüístico se "acoplaron", y por otra parte, al empezar el cole apareció otro mundo para ella, ya no éramos su mama, su papa, su hermano y ella, había mucha más gente, casi todos tenían hermanitos, la niña vió que aunque su hermano creciera ella no perdía su posición...En fin, un cúmulo de cosas que hizo que todo voviera a su lugar. Todavía me acuerdo que después nos decía, ahora ya sí que puedo contar lo que quiera, es que antes la boquita no me dejaba...(no sé si reir o llorar...).Para colmo, como a los dos meses, nos surgió la oportunidad de cambiar de casa, lo que implicaba un cambio de cole ¡¡con 3 años!! y nos entró el pánico. Pero nada, nos armamos de valor y lo hicimos y la niña, fenomenal. Yo creo que después de todo lo que pasó y de su "lucha interna", la niña ya ha comprendido que aunque cambien las cosas "exteriores" nosotros siempre vamos a seguir a su lado ((¡¡qué bonito!!)).
Pues nada hija, que lo siento por el rollo que te he metido, pero he recordado la angustia con la que viví ese período y he pensado que alomejor contándote la historia completa podías encontrar algo que te sirva para tu peque. Espero que pronto vuelva a ser la misma de siempre.... Muchos besos.
Pues eso, que lo siento por el rollo

39 likesMe gusta

21 de marzo de 2006 a las 6:55

Para cocacola
muchisimas gracias cocacola,,
no sabes que bien sienta que te cuenten algo cuando lo necesitas,,gracias maja,,,

7 likesMe gusta

29 de marzo de 2006 a las 18:56

Igual
Como estas mi hija tiene exactamente la edad de la tuya y le pasa lo mismo el pediatra me dijo que para nada me preocupara que eso es que la mente va mas rapido que la palabra y que se le ira pasando. Ademas le da una semana y luego a la otra se le quita y luego le vuelve, pues no me siento bien pero hare lo qje dice el medico tomarlo como algo normal.
MERCHE+LAURA

1 likesMe gusta

2 de abril de 2006 a las 4:01

Hola
tengo un hijo de 3 años cumplidos el 29 de marzo recien y desde hace unos meses tambien amanecio haci, me preocupa bastante y quisiera que alguien me diga a que se debe eso y si pasara con el tiempo.

2 likesMe gusta

2 de abril de 2006 a las 22:58

Seguramente es tartamudeo fisiologico o evolutivo
Es muy comun sobre los 3 años y se va solito rapido (siempre que no se le diga nada al niño/a para evitar que sea consciente y lo "fije") . Si poneis en el buscador "tartamudeo evolutivo" os explica fenomenal lo que es y no hay de que preocuparse. Besos.

1 likesMe gusta

1 de agosto de 2007 a las 23:41
En respuesta a

Hola aroa
Hola!! Ante todo no te preocupes, a mi hija que ahora tiene 4 años le paso exactamente igual. Siempre ha sido una niña muy despierta y espabilada, y muy adelantada en todo, vamos que era bien pequeña y se la veía bastante "madura" para su edad.
Cuando cumplió dos años nació su hermanito y no veas que bien asumió todo, ni celos, ni rabietas, nada de nada. Yo estaba alucinada, temía mucho ese momento porque ella fue la primera hija, la primera nieta, la primera sobrina, osea, mimos por todos los lados. Pero muy al contrario de lo que esperábamos ella lo aceptó fenomenal, además era muy "independiente" para su edad, se entretenía a ratitos jugando sóla, etc..
Pues bien, ese verano, cuando mi hijo pequeño tenía 7 meses, mi marido no tenía vacaciones hasta agosto, por lo que decidimos irnos nosotros tres(mis dos hijos y yo) a la playa unos días antes con los abuelos. Pues eso, mi marido aprovecho un fin de semana para hacer el viaje y poder llevar todas las cosas. Todo fenomenal, mi hija tiene muy buena relación con mis padres. El domingo por la mañana mi marido habló con la niña y le dijo que tenía que volver a Madrid para trabajar pero que volvía el fin de semana, ella lo aceptó muy bien. Cuando se levantó de la siesta y vio que no estaba su papi, se agarró a mi y empezó a decir : tu no te vayas eh mama?? y yo le dije que no que nadie se iba a ir. Esa misma tarde mi hijo pequeño nos sorprendió a todos empezando a gatear por la terraza, así de la noche a la mañana, como si lo hubiera estado haciendo siempre. Puedes imaginarte la "minifiesta" de celebraación de los abuelos, que si que mayor, que como había pasado el tiempo...
En fin, que a la mañana siguiente la niña se levantó tartamudeando. Empezó con alguna frase y según fue acabando el día no era capaz ni de contarle al papi lo que había hecho en la playa, imagínate el panorama... Mi madre y yo somos profesoras así que hablando por la noche, llegamos a la conclusión de que podía ser toda esa situación que había vivido y no le dimos mayor importancia. Pues bien, los días pasaban y la niña cada vez iba a peor, nada más te digo que hasta pensé en volverme de la playa y todo... A los diez días mis padres se fueron y llegó mi marido. Yo pensé que así se iba a arreglar todo, pero nada, la niña seguía igual y aunque nosotros tratábamos de no darle importancia, es algo imposible, yo notaba su angustia cuando alguien le preguntaba algo, ya no quería ni ponerse al teléfono cuando nos llamaba la gente. La tratamos con mil mimos, intentamos "dejar de lado" al peque en su presencia(pobrecito mío, al fin y al cabo él no se enteraba de nada..), pero nada, cada vez peor..
En cuanto volvimos a Madrid fui al pediatra (primero sin ella para comentarle el caso) y me dijo que a esa edad es muy común, que les suele pasar a niños muy inteligentes que su mente va más rápido que su habla y por eso se tropiezan, y me comentó que además a la mía le podía haber surgido como una vía de escape para demostrar los celos que no había tenido, es decir, como si no lo hubiera sabido exteriorizar de otra manera. Yo le dije que me extrañaba, porque el pequeño ya tenía 9 meses, pero me dijo que es exactamente cuando surgen los celos. Los niños más independientes y maduros no ven competencia en un bebe que se pasa el día durmiendo y comiendo (cuando era bebe), pero cuando empiezan a "despertar" ahí ven su
competencia..
Me dijo que no nos obsesionáramos, que era muy pequeña para llevarla a ningún especialista, que la diéramos tiempo y que ella no notara que nos preocupaba porque si no sería su "arma perfecta"..
Empezó el cole y seguía igual , unos días mejor y otros peor, pero no desparecía. Lo comentamos con su profesora y nos dijo lo mismo que el pediatra, pero la pobre niña ya decía : hoy no he hablado en la asamblea, porque como no lo hago bien...(nos daba una pena que nos moríamos...). Pues bien, como a las dos semanas empezamos a notar un montón de mejoría, aunque no nos queríamos hacer ilusiones..., pero sí, igual que vino se fue. La profe y el pediatra son de la opinión que en ese tiempo el plano intelectual y el lingüístico se "acoplaron", y por otra parte, al empezar el cole apareció otro mundo para ella, ya no éramos su mama, su papa, su hermano y ella, había mucha más gente, casi todos tenían hermanitos, la niña vió que aunque su hermano creciera ella no perdía su posición...En fin, un cúmulo de cosas que hizo que todo voviera a su lugar. Todavía me acuerdo que después nos decía, ahora ya sí que puedo contar lo que quiera, es que antes la boquita no me dejaba...(no sé si reir o llorar...).Para colmo, como a los dos meses, nos surgió la oportunidad de cambiar de casa, lo que implicaba un cambio de cole ¡¡con 3 años!! y nos entró el pánico. Pero nada, nos armamos de valor y lo hicimos y la niña, fenomenal. Yo creo que después de todo lo que pasó y de su "lucha interna", la niña ya ha comprendido que aunque cambien las cosas "exteriores" nosotros siempre vamos a seguir a su lado ((¡¡qué bonito!!)).
Pues nada hija, que lo siento por el rollo que te he metido, pero he recordado la angustia con la que viví ese período y he pensado que alomejor contándote la historia completa podías encontrar algo que te sirva para tu peque. Espero que pronto vuelva a ser la misma de siempre.... Muchos besos.
Pues eso, que lo siento por el rollo

Hola
tengo una niña de 3 años y hace dos semanas esta tartamudeando, me preocupe muchisimo por que ella comenzo hablar a los 2 años y medio y ahora hay muchas palabras que ella no pronuncia muy bien, fuy a donde una fonoaudiologa y me dijo que no la corrijiera cuando hablara asi, que la dejara que esa podria ser una maña o constumbre si persiste más de 1 mes, le harian terapias para que tenga mäs confianza.

1 likesMe gusta

13 de mayo de 2008 a las 22:34

Saludos
Mi niño tiene tambien 2años y 7 meses hace 2 dias esta tartamudeando por rato habla bien y a veces taratamudea le tiene miedo a los autos grandes cuando los escucha tartamudea mas por si alguien me puede ayudar ayudeme un consejo

Me gusta

22 de julio de 2008 a las 2:30

Mijo tambien
Tengo un niño de 3 años 5meses y hace un mes comenso de la nada a tartamudear ,
ahora es cada ves mas marcado , el tiene un hermano mayor de 7 años
cero que quiere tomar el ritmo de el , pero no tengo sertesa igual lo hare evaluar por un
especialista.
Ya que no logro entender que de la nada esto pase .
Estoy preocupada y que esto no pase .
atte.
lily

Me gusta

3 de septiembre de 2008 a las 9:56
En respuesta a

Hola aroa
Hola!! Ante todo no te preocupes, a mi hija que ahora tiene 4 años le paso exactamente igual. Siempre ha sido una niña muy despierta y espabilada, y muy adelantada en todo, vamos que era bien pequeña y se la veía bastante "madura" para su edad.
Cuando cumplió dos años nació su hermanito y no veas que bien asumió todo, ni celos, ni rabietas, nada de nada. Yo estaba alucinada, temía mucho ese momento porque ella fue la primera hija, la primera nieta, la primera sobrina, osea, mimos por todos los lados. Pero muy al contrario de lo que esperábamos ella lo aceptó fenomenal, además era muy "independiente" para su edad, se entretenía a ratitos jugando sóla, etc..
Pues bien, ese verano, cuando mi hijo pequeño tenía 7 meses, mi marido no tenía vacaciones hasta agosto, por lo que decidimos irnos nosotros tres(mis dos hijos y yo) a la playa unos días antes con los abuelos. Pues eso, mi marido aprovecho un fin de semana para hacer el viaje y poder llevar todas las cosas. Todo fenomenal, mi hija tiene muy buena relación con mis padres. El domingo por la mañana mi marido habló con la niña y le dijo que tenía que volver a Madrid para trabajar pero que volvía el fin de semana, ella lo aceptó muy bien. Cuando se levantó de la siesta y vio que no estaba su papi, se agarró a mi y empezó a decir : tu no te vayas eh mama?? y yo le dije que no que nadie se iba a ir. Esa misma tarde mi hijo pequeño nos sorprendió a todos empezando a gatear por la terraza, así de la noche a la mañana, como si lo hubiera estado haciendo siempre. Puedes imaginarte la "minifiesta" de celebraación de los abuelos, que si que mayor, que como había pasado el tiempo...
En fin, que a la mañana siguiente la niña se levantó tartamudeando. Empezó con alguna frase y según fue acabando el día no era capaz ni de contarle al papi lo que había hecho en la playa, imagínate el panorama... Mi madre y yo somos profesoras así que hablando por la noche, llegamos a la conclusión de que podía ser toda esa situación que había vivido y no le dimos mayor importancia. Pues bien, los días pasaban y la niña cada vez iba a peor, nada más te digo que hasta pensé en volverme de la playa y todo... A los diez días mis padres se fueron y llegó mi marido. Yo pensé que así se iba a arreglar todo, pero nada, la niña seguía igual y aunque nosotros tratábamos de no darle importancia, es algo imposible, yo notaba su angustia cuando alguien le preguntaba algo, ya no quería ni ponerse al teléfono cuando nos llamaba la gente. La tratamos con mil mimos, intentamos "dejar de lado" al peque en su presencia(pobrecito mío, al fin y al cabo él no se enteraba de nada..), pero nada, cada vez peor..
En cuanto volvimos a Madrid fui al pediatra (primero sin ella para comentarle el caso) y me dijo que a esa edad es muy común, que les suele pasar a niños muy inteligentes que su mente va más rápido que su habla y por eso se tropiezan, y me comentó que además a la mía le podía haber surgido como una vía de escape para demostrar los celos que no había tenido, es decir, como si no lo hubiera sabido exteriorizar de otra manera. Yo le dije que me extrañaba, porque el pequeño ya tenía 9 meses, pero me dijo que es exactamente cuando surgen los celos. Los niños más independientes y maduros no ven competencia en un bebe que se pasa el día durmiendo y comiendo (cuando era bebe), pero cuando empiezan a "despertar" ahí ven su
competencia..
Me dijo que no nos obsesionáramos, que era muy pequeña para llevarla a ningún especialista, que la diéramos tiempo y que ella no notara que nos preocupaba porque si no sería su "arma perfecta"..
Empezó el cole y seguía igual , unos días mejor y otros peor, pero no desparecía. Lo comentamos con su profesora y nos dijo lo mismo que el pediatra, pero la pobre niña ya decía : hoy no he hablado en la asamblea, porque como no lo hago bien...(nos daba una pena que nos moríamos...). Pues bien, como a las dos semanas empezamos a notar un montón de mejoría, aunque no nos queríamos hacer ilusiones..., pero sí, igual que vino se fue. La profe y el pediatra son de la opinión que en ese tiempo el plano intelectual y el lingüístico se "acoplaron", y por otra parte, al empezar el cole apareció otro mundo para ella, ya no éramos su mama, su papa, su hermano y ella, había mucha más gente, casi todos tenían hermanitos, la niña vió que aunque su hermano creciera ella no perdía su posición...En fin, un cúmulo de cosas que hizo que todo voviera a su lugar. Todavía me acuerdo que después nos decía, ahora ya sí que puedo contar lo que quiera, es que antes la boquita no me dejaba...(no sé si reir o llorar...).Para colmo, como a los dos meses, nos surgió la oportunidad de cambiar de casa, lo que implicaba un cambio de cole ¡¡con 3 años!! y nos entró el pánico. Pero nada, nos armamos de valor y lo hicimos y la niña, fenomenal. Yo creo que después de todo lo que pasó y de su "lucha interna", la niña ya ha comprendido que aunque cambien las cosas "exteriores" nosotros siempre vamos a seguir a su lado ((¡¡qué bonito!!)).
Pues nada hija, que lo siento por el rollo que te he metido, pero he recordado la angustia con la que viví ese período y he pensado que alomejor contándote la historia completa podías encontrar algo que te sirva para tu peque. Espero que pronto vuelva a ser la misma de siempre.... Muchos besos.
Pues eso, que lo siento por el rollo

Hola aroa
Gracias cocacola: estoy pasando exactamente por lo mismo que tú: la historia de mi hija es un calco de lo que vivisteis en vuestra familia. No sé cómo evolucionarán finalmente las cosas (yo todavía estoy en la fase angustiosa del tartamudeo continuo)pero me ha tranquilizado enormemente leer tu mensaje. Gracias de verdad.

Me gusta

12 de septiembre de 2008 a las 16:53
En respuesta a

Hola aroa
Hola!! Ante todo no te preocupes, a mi hija que ahora tiene 4 años le paso exactamente igual. Siempre ha sido una niña muy despierta y espabilada, y muy adelantada en todo, vamos que era bien pequeña y se la veía bastante "madura" para su edad.
Cuando cumplió dos años nació su hermanito y no veas que bien asumió todo, ni celos, ni rabietas, nada de nada. Yo estaba alucinada, temía mucho ese momento porque ella fue la primera hija, la primera nieta, la primera sobrina, osea, mimos por todos los lados. Pero muy al contrario de lo que esperábamos ella lo aceptó fenomenal, además era muy "independiente" para su edad, se entretenía a ratitos jugando sóla, etc..
Pues bien, ese verano, cuando mi hijo pequeño tenía 7 meses, mi marido no tenía vacaciones hasta agosto, por lo que decidimos irnos nosotros tres(mis dos hijos y yo) a la playa unos días antes con los abuelos. Pues eso, mi marido aprovecho un fin de semana para hacer el viaje y poder llevar todas las cosas. Todo fenomenal, mi hija tiene muy buena relación con mis padres. El domingo por la mañana mi marido habló con la niña y le dijo que tenía que volver a Madrid para trabajar pero que volvía el fin de semana, ella lo aceptó muy bien. Cuando se levantó de la siesta y vio que no estaba su papi, se agarró a mi y empezó a decir : tu no te vayas eh mama?? y yo le dije que no que nadie se iba a ir. Esa misma tarde mi hijo pequeño nos sorprendió a todos empezando a gatear por la terraza, así de la noche a la mañana, como si lo hubiera estado haciendo siempre. Puedes imaginarte la "minifiesta" de celebraación de los abuelos, que si que mayor, que como había pasado el tiempo...
En fin, que a la mañana siguiente la niña se levantó tartamudeando. Empezó con alguna frase y según fue acabando el día no era capaz ni de contarle al papi lo que había hecho en la playa, imagínate el panorama... Mi madre y yo somos profesoras así que hablando por la noche, llegamos a la conclusión de que podía ser toda esa situación que había vivido y no le dimos mayor importancia. Pues bien, los días pasaban y la niña cada vez iba a peor, nada más te digo que hasta pensé en volverme de la playa y todo... A los diez días mis padres se fueron y llegó mi marido. Yo pensé que así se iba a arreglar todo, pero nada, la niña seguía igual y aunque nosotros tratábamos de no darle importancia, es algo imposible, yo notaba su angustia cuando alguien le preguntaba algo, ya no quería ni ponerse al teléfono cuando nos llamaba la gente. La tratamos con mil mimos, intentamos "dejar de lado" al peque en su presencia(pobrecito mío, al fin y al cabo él no se enteraba de nada..), pero nada, cada vez peor..
En cuanto volvimos a Madrid fui al pediatra (primero sin ella para comentarle el caso) y me dijo que a esa edad es muy común, que les suele pasar a niños muy inteligentes que su mente va más rápido que su habla y por eso se tropiezan, y me comentó que además a la mía le podía haber surgido como una vía de escape para demostrar los celos que no había tenido, es decir, como si no lo hubiera sabido exteriorizar de otra manera. Yo le dije que me extrañaba, porque el pequeño ya tenía 9 meses, pero me dijo que es exactamente cuando surgen los celos. Los niños más independientes y maduros no ven competencia en un bebe que se pasa el día durmiendo y comiendo (cuando era bebe), pero cuando empiezan a "despertar" ahí ven su
competencia..
Me dijo que no nos obsesionáramos, que era muy pequeña para llevarla a ningún especialista, que la diéramos tiempo y que ella no notara que nos preocupaba porque si no sería su "arma perfecta"..
Empezó el cole y seguía igual , unos días mejor y otros peor, pero no desparecía. Lo comentamos con su profesora y nos dijo lo mismo que el pediatra, pero la pobre niña ya decía : hoy no he hablado en la asamblea, porque como no lo hago bien...(nos daba una pena que nos moríamos...). Pues bien, como a las dos semanas empezamos a notar un montón de mejoría, aunque no nos queríamos hacer ilusiones..., pero sí, igual que vino se fue. La profe y el pediatra son de la opinión que en ese tiempo el plano intelectual y el lingüístico se "acoplaron", y por otra parte, al empezar el cole apareció otro mundo para ella, ya no éramos su mama, su papa, su hermano y ella, había mucha más gente, casi todos tenían hermanitos, la niña vió que aunque su hermano creciera ella no perdía su posición...En fin, un cúmulo de cosas que hizo que todo voviera a su lugar. Todavía me acuerdo que después nos decía, ahora ya sí que puedo contar lo que quiera, es que antes la boquita no me dejaba...(no sé si reir o llorar...).Para colmo, como a los dos meses, nos surgió la oportunidad de cambiar de casa, lo que implicaba un cambio de cole ¡¡con 3 años!! y nos entró el pánico. Pero nada, nos armamos de valor y lo hicimos y la niña, fenomenal. Yo creo que después de todo lo que pasó y de su "lucha interna", la niña ya ha comprendido que aunque cambien las cosas "exteriores" nosotros siempre vamos a seguir a su lado ((¡¡qué bonito!!)).
Pues nada hija, que lo siento por el rollo que te he metido, pero he recordado la angustia con la que viví ese período y he pensado que alomejor contándote la historia completa podías encontrar algo que te sirva para tu peque. Espero que pronto vuelva a ser la misma de siempre.... Muchos besos.
Pues eso, que lo siento por el rollo

Hola cocacola
HE LEIDO TU HISTORIA Y PARECIA QUE ERA LA MIA PORQUE ME HA PASADO IGUAL QUE A TI.
YO EN CAMBIO MI HIJO ES EL MAYOR 2 AÑOS Y MEDIO Y SU HERMANA ACABA DE HACER 1.
LLEVA UN MES TARTAMUDEANDO Y NO SE QUE HACER PORQUE LO PASO BASTANTE MAL VIENDO COMO NO SE PUEDE EXPRESAR.
A TU HIJA ESTO CUANDO LE DURO MAS O MENOS?

YO HE COGIDO CITA CON EL PEDIATRA PARA VER SI LO TENGO QUE LLEVAR AL LOGOPEDA.
ESPERO QUE LO LEAS Y ME DIGAS ALGO

Me gusta

18 de noviembre de 2008 a las 19:33
En respuesta a

Hola aroa
Hola!! Ante todo no te preocupes, a mi hija que ahora tiene 4 años le paso exactamente igual. Siempre ha sido una niña muy despierta y espabilada, y muy adelantada en todo, vamos que era bien pequeña y se la veía bastante "madura" para su edad.
Cuando cumplió dos años nació su hermanito y no veas que bien asumió todo, ni celos, ni rabietas, nada de nada. Yo estaba alucinada, temía mucho ese momento porque ella fue la primera hija, la primera nieta, la primera sobrina, osea, mimos por todos los lados. Pero muy al contrario de lo que esperábamos ella lo aceptó fenomenal, además era muy "independiente" para su edad, se entretenía a ratitos jugando sóla, etc..
Pues bien, ese verano, cuando mi hijo pequeño tenía 7 meses, mi marido no tenía vacaciones hasta agosto, por lo que decidimos irnos nosotros tres(mis dos hijos y yo) a la playa unos días antes con los abuelos. Pues eso, mi marido aprovecho un fin de semana para hacer el viaje y poder llevar todas las cosas. Todo fenomenal, mi hija tiene muy buena relación con mis padres. El domingo por la mañana mi marido habló con la niña y le dijo que tenía que volver a Madrid para trabajar pero que volvía el fin de semana, ella lo aceptó muy bien. Cuando se levantó de la siesta y vio que no estaba su papi, se agarró a mi y empezó a decir : tu no te vayas eh mama?? y yo le dije que no que nadie se iba a ir. Esa misma tarde mi hijo pequeño nos sorprendió a todos empezando a gatear por la terraza, así de la noche a la mañana, como si lo hubiera estado haciendo siempre. Puedes imaginarte la "minifiesta" de celebraación de los abuelos, que si que mayor, que como había pasado el tiempo...
En fin, que a la mañana siguiente la niña se levantó tartamudeando. Empezó con alguna frase y según fue acabando el día no era capaz ni de contarle al papi lo que había hecho en la playa, imagínate el panorama... Mi madre y yo somos profesoras así que hablando por la noche, llegamos a la conclusión de que podía ser toda esa situación que había vivido y no le dimos mayor importancia. Pues bien, los días pasaban y la niña cada vez iba a peor, nada más te digo que hasta pensé en volverme de la playa y todo... A los diez días mis padres se fueron y llegó mi marido. Yo pensé que así se iba a arreglar todo, pero nada, la niña seguía igual y aunque nosotros tratábamos de no darle importancia, es algo imposible, yo notaba su angustia cuando alguien le preguntaba algo, ya no quería ni ponerse al teléfono cuando nos llamaba la gente. La tratamos con mil mimos, intentamos "dejar de lado" al peque en su presencia(pobrecito mío, al fin y al cabo él no se enteraba de nada..), pero nada, cada vez peor..
En cuanto volvimos a Madrid fui al pediatra (primero sin ella para comentarle el caso) y me dijo que a esa edad es muy común, que les suele pasar a niños muy inteligentes que su mente va más rápido que su habla y por eso se tropiezan, y me comentó que además a la mía le podía haber surgido como una vía de escape para demostrar los celos que no había tenido, es decir, como si no lo hubiera sabido exteriorizar de otra manera. Yo le dije que me extrañaba, porque el pequeño ya tenía 9 meses, pero me dijo que es exactamente cuando surgen los celos. Los niños más independientes y maduros no ven competencia en un bebe que se pasa el día durmiendo y comiendo (cuando era bebe), pero cuando empiezan a "despertar" ahí ven su
competencia..
Me dijo que no nos obsesionáramos, que era muy pequeña para llevarla a ningún especialista, que la diéramos tiempo y que ella no notara que nos preocupaba porque si no sería su "arma perfecta"..
Empezó el cole y seguía igual , unos días mejor y otros peor, pero no desparecía. Lo comentamos con su profesora y nos dijo lo mismo que el pediatra, pero la pobre niña ya decía : hoy no he hablado en la asamblea, porque como no lo hago bien...(nos daba una pena que nos moríamos...). Pues bien, como a las dos semanas empezamos a notar un montón de mejoría, aunque no nos queríamos hacer ilusiones..., pero sí, igual que vino se fue. La profe y el pediatra son de la opinión que en ese tiempo el plano intelectual y el lingüístico se "acoplaron", y por otra parte, al empezar el cole apareció otro mundo para ella, ya no éramos su mama, su papa, su hermano y ella, había mucha más gente, casi todos tenían hermanitos, la niña vió que aunque su hermano creciera ella no perdía su posición...En fin, un cúmulo de cosas que hizo que todo voviera a su lugar. Todavía me acuerdo que después nos decía, ahora ya sí que puedo contar lo que quiera, es que antes la boquita no me dejaba...(no sé si reir o llorar...).Para colmo, como a los dos meses, nos surgió la oportunidad de cambiar de casa, lo que implicaba un cambio de cole ¡¡con 3 años!! y nos entró el pánico. Pero nada, nos armamos de valor y lo hicimos y la niña, fenomenal. Yo creo que después de todo lo que pasó y de su "lucha interna", la niña ya ha comprendido que aunque cambien las cosas "exteriores" nosotros siempre vamos a seguir a su lado ((¡¡qué bonito!!)).
Pues nada hija, que lo siento por el rollo que te he metido, pero he recordado la angustia con la que viví ese período y he pensado que alomejor contándote la historia completa podías encontrar algo que te sirva para tu peque. Espero que pronto vuelva a ser la misma de siempre.... Muchos besos.
Pues eso, que lo siento por el rollo

Muchas gracias cocacola
seguramente no leas este mensaje despues de tanto tiempo desde que publicaste el tuyo, pero de todas maneras te doy las gracias por compartir tu experiencia con todas. El caso de mi hija es calcado, y espero que pronto mi princesa vuelva a hablar del tirón. un beso.

Me gusta

26 de diciembre de 2008 a las 12:36

msg
bueno si lo he pasa informando es algo normal en esa edad no hay que preocuparse o desesperarse ya que e el desea emplear en su vocabilario muchas palabras a la vez es decir frases largas lo mejor es no correjirlos tambien buscan llamar el centro de atencion con eso solo ira pasando es preocupante o llevarlo a un especialist a partir de los 4 años de edad para una terapia respectiva

Me gusta

29 de diciembre de 2008 a las 3:56
En respuesta a

Hola aroa
Hola!! Ante todo no te preocupes, a mi hija que ahora tiene 4 años le paso exactamente igual. Siempre ha sido una niña muy despierta y espabilada, y muy adelantada en todo, vamos que era bien pequeña y se la veía bastante "madura" para su edad.
Cuando cumplió dos años nació su hermanito y no veas que bien asumió todo, ni celos, ni rabietas, nada de nada. Yo estaba alucinada, temía mucho ese momento porque ella fue la primera hija, la primera nieta, la primera sobrina, osea, mimos por todos los lados. Pero muy al contrario de lo que esperábamos ella lo aceptó fenomenal, además era muy "independiente" para su edad, se entretenía a ratitos jugando sóla, etc..
Pues bien, ese verano, cuando mi hijo pequeño tenía 7 meses, mi marido no tenía vacaciones hasta agosto, por lo que decidimos irnos nosotros tres(mis dos hijos y yo) a la playa unos días antes con los abuelos. Pues eso, mi marido aprovecho un fin de semana para hacer el viaje y poder llevar todas las cosas. Todo fenomenal, mi hija tiene muy buena relación con mis padres. El domingo por la mañana mi marido habló con la niña y le dijo que tenía que volver a Madrid para trabajar pero que volvía el fin de semana, ella lo aceptó muy bien. Cuando se levantó de la siesta y vio que no estaba su papi, se agarró a mi y empezó a decir : tu no te vayas eh mama?? y yo le dije que no que nadie se iba a ir. Esa misma tarde mi hijo pequeño nos sorprendió a todos empezando a gatear por la terraza, así de la noche a la mañana, como si lo hubiera estado haciendo siempre. Puedes imaginarte la "minifiesta" de celebraación de los abuelos, que si que mayor, que como había pasado el tiempo...
En fin, que a la mañana siguiente la niña se levantó tartamudeando. Empezó con alguna frase y según fue acabando el día no era capaz ni de contarle al papi lo que había hecho en la playa, imagínate el panorama... Mi madre y yo somos profesoras así que hablando por la noche, llegamos a la conclusión de que podía ser toda esa situación que había vivido y no le dimos mayor importancia. Pues bien, los días pasaban y la niña cada vez iba a peor, nada más te digo que hasta pensé en volverme de la playa y todo... A los diez días mis padres se fueron y llegó mi marido. Yo pensé que así se iba a arreglar todo, pero nada, la niña seguía igual y aunque nosotros tratábamos de no darle importancia, es algo imposible, yo notaba su angustia cuando alguien le preguntaba algo, ya no quería ni ponerse al teléfono cuando nos llamaba la gente. La tratamos con mil mimos, intentamos "dejar de lado" al peque en su presencia(pobrecito mío, al fin y al cabo él no se enteraba de nada..), pero nada, cada vez peor..
En cuanto volvimos a Madrid fui al pediatra (primero sin ella para comentarle el caso) y me dijo que a esa edad es muy común, que les suele pasar a niños muy inteligentes que su mente va más rápido que su habla y por eso se tropiezan, y me comentó que además a la mía le podía haber surgido como una vía de escape para demostrar los celos que no había tenido, es decir, como si no lo hubiera sabido exteriorizar de otra manera. Yo le dije que me extrañaba, porque el pequeño ya tenía 9 meses, pero me dijo que es exactamente cuando surgen los celos. Los niños más independientes y maduros no ven competencia en un bebe que se pasa el día durmiendo y comiendo (cuando era bebe), pero cuando empiezan a "despertar" ahí ven su
competencia..
Me dijo que no nos obsesionáramos, que era muy pequeña para llevarla a ningún especialista, que la diéramos tiempo y que ella no notara que nos preocupaba porque si no sería su "arma perfecta"..
Empezó el cole y seguía igual , unos días mejor y otros peor, pero no desparecía. Lo comentamos con su profesora y nos dijo lo mismo que el pediatra, pero la pobre niña ya decía : hoy no he hablado en la asamblea, porque como no lo hago bien...(nos daba una pena que nos moríamos...). Pues bien, como a las dos semanas empezamos a notar un montón de mejoría, aunque no nos queríamos hacer ilusiones..., pero sí, igual que vino se fue. La profe y el pediatra son de la opinión que en ese tiempo el plano intelectual y el lingüístico se "acoplaron", y por otra parte, al empezar el cole apareció otro mundo para ella, ya no éramos su mama, su papa, su hermano y ella, había mucha más gente, casi todos tenían hermanitos, la niña vió que aunque su hermano creciera ella no perdía su posición...En fin, un cúmulo de cosas que hizo que todo voviera a su lugar. Todavía me acuerdo que después nos decía, ahora ya sí que puedo contar lo que quiera, es que antes la boquita no me dejaba...(no sé si reir o llorar...).Para colmo, como a los dos meses, nos surgió la oportunidad de cambiar de casa, lo que implicaba un cambio de cole ¡¡con 3 años!! y nos entró el pánico. Pero nada, nos armamos de valor y lo hicimos y la niña, fenomenal. Yo creo que después de todo lo que pasó y de su "lucha interna", la niña ya ha comprendido que aunque cambien las cosas "exteriores" nosotros siempre vamos a seguir a su lado ((¡¡qué bonito!!)).
Pues nada hija, que lo siento por el rollo que te he metido, pero he recordado la angustia con la que viví ese período y he pensado que alomejor contándote la historia completa podías encontrar algo que te sirva para tu peque. Espero que pronto vuelva a ser la misma de siempre.... Muchos besos.
Pues eso, que lo siento por el rollo

Hola amiga..
Mi nombre es Maribel,vivo en Lima Perú,tengo un pequeña hijita de apenas 2 años y 9 meses y el 24 de diciembre,osea hace solo unos días ha empezado a tartamudear,y la verdad es que estoy muy preocupada,ella es hija única,no muy engreída pero por ahí va: lo cierto es que ella es una niña super lista,es sumamente sociable, cariñosa y sabe entablar muy pronto con personas,ultimamente no me obedece,es por eso que le llamo la atención,y grita y quiere hacer lo que ella quiere,su padre es muy pasivo, a veces le conciente mucho
y entramos en discución con el por eso....no nos ponemos de acuerdo,ellanota esto
culpa tengo yo de discutir con mi esposo delante de ella,y grito y grito,por muchas razones,por las carencias que estamos pasando,por todo lo que le hace falta a mi hijita,mi esposo es muy calmado,pero de un tiempo a esta parte ha cambiado y el tono de su voz esta cada vezmas alto,y de eso yo tengo laculpa,y por eso es que me siento triste,por que mi hijita esta tartamudeando,porque me ve que me enfurezco con frecuencia,que grito,que la grito y ledoy sus palmadas,y llora,y grita,ya no la siento como antes,mañan vamos a ver a la psicóloga,creo que yo la necesito más que mi hijita,siento que le estoy haciendo un daño total,y eso me esta aniquilando.
me ha ayudado mucho leer tu comentario.
Gracias,creo que he desfogado un poco delo que tengo dentro de mi
muchas gracias..

Me gusta

16 de enero de 2009 a las 20:21
En respuesta a

Hola aroa
Hola!! Ante todo no te preocupes, a mi hija que ahora tiene 4 años le paso exactamente igual. Siempre ha sido una niña muy despierta y espabilada, y muy adelantada en todo, vamos que era bien pequeña y se la veía bastante "madura" para su edad.
Cuando cumplió dos años nació su hermanito y no veas que bien asumió todo, ni celos, ni rabietas, nada de nada. Yo estaba alucinada, temía mucho ese momento porque ella fue la primera hija, la primera nieta, la primera sobrina, osea, mimos por todos los lados. Pero muy al contrario de lo que esperábamos ella lo aceptó fenomenal, además era muy "independiente" para su edad, se entretenía a ratitos jugando sóla, etc..
Pues bien, ese verano, cuando mi hijo pequeño tenía 7 meses, mi marido no tenía vacaciones hasta agosto, por lo que decidimos irnos nosotros tres(mis dos hijos y yo) a la playa unos días antes con los abuelos. Pues eso, mi marido aprovecho un fin de semana para hacer el viaje y poder llevar todas las cosas. Todo fenomenal, mi hija tiene muy buena relación con mis padres. El domingo por la mañana mi marido habló con la niña y le dijo que tenía que volver a Madrid para trabajar pero que volvía el fin de semana, ella lo aceptó muy bien. Cuando se levantó de la siesta y vio que no estaba su papi, se agarró a mi y empezó a decir : tu no te vayas eh mama?? y yo le dije que no que nadie se iba a ir. Esa misma tarde mi hijo pequeño nos sorprendió a todos empezando a gatear por la terraza, así de la noche a la mañana, como si lo hubiera estado haciendo siempre. Puedes imaginarte la "minifiesta" de celebraación de los abuelos, que si que mayor, que como había pasado el tiempo...
En fin, que a la mañana siguiente la niña se levantó tartamudeando. Empezó con alguna frase y según fue acabando el día no era capaz ni de contarle al papi lo que había hecho en la playa, imagínate el panorama... Mi madre y yo somos profesoras así que hablando por la noche, llegamos a la conclusión de que podía ser toda esa situación que había vivido y no le dimos mayor importancia. Pues bien, los días pasaban y la niña cada vez iba a peor, nada más te digo que hasta pensé en volverme de la playa y todo... A los diez días mis padres se fueron y llegó mi marido. Yo pensé que así se iba a arreglar todo, pero nada, la niña seguía igual y aunque nosotros tratábamos de no darle importancia, es algo imposible, yo notaba su angustia cuando alguien le preguntaba algo, ya no quería ni ponerse al teléfono cuando nos llamaba la gente. La tratamos con mil mimos, intentamos "dejar de lado" al peque en su presencia(pobrecito mío, al fin y al cabo él no se enteraba de nada..), pero nada, cada vez peor..
En cuanto volvimos a Madrid fui al pediatra (primero sin ella para comentarle el caso) y me dijo que a esa edad es muy común, que les suele pasar a niños muy inteligentes que su mente va más rápido que su habla y por eso se tropiezan, y me comentó que además a la mía le podía haber surgido como una vía de escape para demostrar los celos que no había tenido, es decir, como si no lo hubiera sabido exteriorizar de otra manera. Yo le dije que me extrañaba, porque el pequeño ya tenía 9 meses, pero me dijo que es exactamente cuando surgen los celos. Los niños más independientes y maduros no ven competencia en un bebe que se pasa el día durmiendo y comiendo (cuando era bebe), pero cuando empiezan a "despertar" ahí ven su
competencia..
Me dijo que no nos obsesionáramos, que era muy pequeña para llevarla a ningún especialista, que la diéramos tiempo y que ella no notara que nos preocupaba porque si no sería su "arma perfecta"..
Empezó el cole y seguía igual , unos días mejor y otros peor, pero no desparecía. Lo comentamos con su profesora y nos dijo lo mismo que el pediatra, pero la pobre niña ya decía : hoy no he hablado en la asamblea, porque como no lo hago bien...(nos daba una pena que nos moríamos...). Pues bien, como a las dos semanas empezamos a notar un montón de mejoría, aunque no nos queríamos hacer ilusiones..., pero sí, igual que vino se fue. La profe y el pediatra son de la opinión que en ese tiempo el plano intelectual y el lingüístico se "acoplaron", y por otra parte, al empezar el cole apareció otro mundo para ella, ya no éramos su mama, su papa, su hermano y ella, había mucha más gente, casi todos tenían hermanitos, la niña vió que aunque su hermano creciera ella no perdía su posición...En fin, un cúmulo de cosas que hizo que todo voviera a su lugar. Todavía me acuerdo que después nos decía, ahora ya sí que puedo contar lo que quiera, es que antes la boquita no me dejaba...(no sé si reir o llorar...).Para colmo, como a los dos meses, nos surgió la oportunidad de cambiar de casa, lo que implicaba un cambio de cole ¡¡con 3 años!! y nos entró el pánico. Pero nada, nos armamos de valor y lo hicimos y la niña, fenomenal. Yo creo que después de todo lo que pasó y de su "lucha interna", la niña ya ha comprendido que aunque cambien las cosas "exteriores" nosotros siempre vamos a seguir a su lado ((¡¡qué bonito!!)).
Pues nada hija, que lo siento por el rollo que te he metido, pero he recordado la angustia con la que viví ese período y he pensado que alomejor contándote la historia completa podías encontrar algo que te sirva para tu peque. Espero que pronto vuelva a ser la misma de siempre.... Muchos besos.
Pues eso, que lo siento por el rollo

Me siento igual
Sé que escribiste este mensaje hace casi un año, pero al leerlo me he sentido tan identificado que quería respondertelo porque me serviste de mucha ayuda, Cami mi nena, tiene 2 años y medio y desde hace unos pocos días está tartamudeando a más no poder, sólo en la primera sílaba de cada oración, pero me angustia tanto, porque como vos dijiste ella siempre fue super adelantada, todo lo aprendió rápido, hablaba perfecto y muy elaborado siempre independiente y segura y ahora noto que se angustia y hasta se tapa la boca al hablar cuando no le sale. NO creo que pase, en mi caso, por el hermano que es mayor, pero sí justo se unió a que dejó los pañales en estos días, le había costado bastante decidirse a sentarse en el baño y de un día para el otro me pidió la pelela y listo, como todo lo que aprendía. Lo que pasa que justo para ese mismo momento fue que empezó a tartamudear. Primero yo le decía que tratara de decirlo bien y que se calmara, pero ahora no le digo nada porque por lo que he leído es normal en esta edad y hay que dejarlos tranquilos. Gracias por tus palabras

Me gusta

8 de abril de 2010 a las 19:35

Tartamudeo
Mi hijo tiene 3 años y 1 mes y desde hace 5 meses ya se atrancaba hablando repitiendo la primera silaba pero desde hace dos dias mi hijo ha pasado de hablar asi que en un principio no le impedia tener una conversacion normal porque no era muy continuo a hablar de esta forma mmmmmmmmama mmmme mmmmmmmmmmmonta en el columpio.Es super angustioso porque esto va acompañado de el cierre de los ojos y de un pequeño gritito para que le salga la silaba.Por favor responderme si sabeis algo porque estoy muy asustada al pensar que ha sido un empeoramiento de su tartamudeo inicial.Mañana voy al pediatra.

2 likesMe gusta

2 de noviembre de 2010 a las 14:23
En respuesta a

Hola aroa
Hola!! Ante todo no te preocupes, a mi hija que ahora tiene 4 años le paso exactamente igual. Siempre ha sido una niña muy despierta y espabilada, y muy adelantada en todo, vamos que era bien pequeña y se la veía bastante "madura" para su edad.
Cuando cumplió dos años nació su hermanito y no veas que bien asumió todo, ni celos, ni rabietas, nada de nada. Yo estaba alucinada, temía mucho ese momento porque ella fue la primera hija, la primera nieta, la primera sobrina, osea, mimos por todos los lados. Pero muy al contrario de lo que esperábamos ella lo aceptó fenomenal, además era muy "independiente" para su edad, se entretenía a ratitos jugando sóla, etc..
Pues bien, ese verano, cuando mi hijo pequeño tenía 7 meses, mi marido no tenía vacaciones hasta agosto, por lo que decidimos irnos nosotros tres(mis dos hijos y yo) a la playa unos días antes con los abuelos. Pues eso, mi marido aprovecho un fin de semana para hacer el viaje y poder llevar todas las cosas. Todo fenomenal, mi hija tiene muy buena relación con mis padres. El domingo por la mañana mi marido habló con la niña y le dijo que tenía que volver a Madrid para trabajar pero que volvía el fin de semana, ella lo aceptó muy bien. Cuando se levantó de la siesta y vio que no estaba su papi, se agarró a mi y empezó a decir : tu no te vayas eh mama?? y yo le dije que no que nadie se iba a ir. Esa misma tarde mi hijo pequeño nos sorprendió a todos empezando a gatear por la terraza, así de la noche a la mañana, como si lo hubiera estado haciendo siempre. Puedes imaginarte la "minifiesta" de celebraación de los abuelos, que si que mayor, que como había pasado el tiempo...
En fin, que a la mañana siguiente la niña se levantó tartamudeando. Empezó con alguna frase y según fue acabando el día no era capaz ni de contarle al papi lo que había hecho en la playa, imagínate el panorama... Mi madre y yo somos profesoras así que hablando por la noche, llegamos a la conclusión de que podía ser toda esa situación que había vivido y no le dimos mayor importancia. Pues bien, los días pasaban y la niña cada vez iba a peor, nada más te digo que hasta pensé en volverme de la playa y todo... A los diez días mis padres se fueron y llegó mi marido. Yo pensé que así se iba a arreglar todo, pero nada, la niña seguía igual y aunque nosotros tratábamos de no darle importancia, es algo imposible, yo notaba su angustia cuando alguien le preguntaba algo, ya no quería ni ponerse al teléfono cuando nos llamaba la gente. La tratamos con mil mimos, intentamos "dejar de lado" al peque en su presencia(pobrecito mío, al fin y al cabo él no se enteraba de nada..), pero nada, cada vez peor..
En cuanto volvimos a Madrid fui al pediatra (primero sin ella para comentarle el caso) y me dijo que a esa edad es muy común, que les suele pasar a niños muy inteligentes que su mente va más rápido que su habla y por eso se tropiezan, y me comentó que además a la mía le podía haber surgido como una vía de escape para demostrar los celos que no había tenido, es decir, como si no lo hubiera sabido exteriorizar de otra manera. Yo le dije que me extrañaba, porque el pequeño ya tenía 9 meses, pero me dijo que es exactamente cuando surgen los celos. Los niños más independientes y maduros no ven competencia en un bebe que se pasa el día durmiendo y comiendo (cuando era bebe), pero cuando empiezan a "despertar" ahí ven su
competencia..
Me dijo que no nos obsesionáramos, que era muy pequeña para llevarla a ningún especialista, que la diéramos tiempo y que ella no notara que nos preocupaba porque si no sería su "arma perfecta"..
Empezó el cole y seguía igual , unos días mejor y otros peor, pero no desparecía. Lo comentamos con su profesora y nos dijo lo mismo que el pediatra, pero la pobre niña ya decía : hoy no he hablado en la asamblea, porque como no lo hago bien...(nos daba una pena que nos moríamos...). Pues bien, como a las dos semanas empezamos a notar un montón de mejoría, aunque no nos queríamos hacer ilusiones..., pero sí, igual que vino se fue. La profe y el pediatra son de la opinión que en ese tiempo el plano intelectual y el lingüístico se "acoplaron", y por otra parte, al empezar el cole apareció otro mundo para ella, ya no éramos su mama, su papa, su hermano y ella, había mucha más gente, casi todos tenían hermanitos, la niña vió que aunque su hermano creciera ella no perdía su posición...En fin, un cúmulo de cosas que hizo que todo voviera a su lugar. Todavía me acuerdo que después nos decía, ahora ya sí que puedo contar lo que quiera, es que antes la boquita no me dejaba...(no sé si reir o llorar...).Para colmo, como a los dos meses, nos surgió la oportunidad de cambiar de casa, lo que implicaba un cambio de cole ¡¡con 3 años!! y nos entró el pánico. Pero nada, nos armamos de valor y lo hicimos y la niña, fenomenal. Yo creo que después de todo lo que pasó y de su "lucha interna", la niña ya ha comprendido que aunque cambien las cosas "exteriores" nosotros siempre vamos a seguir a su lado ((¡¡qué bonito!!)).
Pues nada hija, que lo siento por el rollo que te he metido, pero he recordado la angustia con la que viví ese período y he pensado que alomejor contándote la historia completa podías encontrar algo que te sirva para tu peque. Espero que pronto vuelva a ser la misma de siempre.... Muchos besos.
Pues eso, que lo siento por el rollo

Preocupada
Hola, he leído este mensaje y auunque es de mucho tiempo atrás, quiero pedri ayuda y consejo sobre el mismo tema. Tengo una hija de dos años 2 meses, y hace dos semanas que está tartamudeando, he tratado de buscarle una explicación emocional, pero no ha pasado nada extraordinario, no se que puede ser. Ella hablaba perfecto con su dos añitos. es sumamente inteligente, reconoce palabras en los libros, sabe a la ñpar inglés y español, y ahora pasó esto. estoy desesperada, no e que puede haber pasado. Me siento pésimo como madre, no se que hacer. Trata de halabr y la palabra no le sale, entone¿ces dice 2NADA", y dejar de tratar de hablar. Las canciones, las canta perfecto, pero al hablar no puede. ¿que ocurriría?, por favor, si alguien me ayuda. Gracias.

1 likesMe gusta

17 de marzo de 2011 a las 21:53

Hola aroa2003
Hola aroa 2003,
estoy en tu misma situación. Mi sobrino (que hablaba como un loro desde hacía bastante tiempo, con construcción de frases completas incluso) hace dos días que amaneció tartamudeando.
Por ahora no te puedo decir nada, pero en cuanto sepa algo (ya que tengo una tía médico con la que contactaré mañana) te diré.
Saludos.
Helena

Me gusta

25 de julio de 2011 a las 17:36

Tartamudeo con dos años y medio
Tengo una nietecita de la edad que he dicho en el título y que a raiz del nacimiento de mi otra nieta, hermana de esta, ha empezado a tartamudear y cada día se atasca mas,¿ como puedo ayudarle ?

Me gusta

25 de julio de 2011 a las 17:36

Tartamudeo con dos años y medio
Tengo una nietecita de la edad que he dicho en el título y que a raiz del nacimiento de mi otra nieta, hermana de esta, ha empezado a tartamudear y cada día se atasca mas,¿ como puedo ayudarle ?

Me gusta

21 de agosto de 2011 a las 12:17
En respuesta a

Tartamudeo con dos años y medio
Tengo una nietecita de la edad que he dicho en el título y que a raiz del nacimiento de mi otra nieta, hermana de esta, ha empezado a tartamudear y cada día se atasca mas,¿ como puedo ayudarle ?

Tartamudeo con dos años y medio
Mi hija de 4 años que ya no tartamudea empezó con dos, a los dos meses de nacer su hermana. No podía casi ni hablar porque tartamudeaba con cada palabra y tensaba la carita. Si la quieres ayudar lo más importante es que seais todos en la familia lo más natural posible con ella, tenéis que hacer como si no pasara nada, hay que tratarla como siempre. No le digais nunca "habla más tranquila, más despacio"...; no la interrumpáis ni desviéis la mirada cuando tartamudee y sobre todo, no terminéis vosotros lo que ella está diciendo. Pero lo más importante es que estéis tranquilos en la familia, los niños captan perfectamente nuestra preocupación. Fíjate, pero probablemente tartamudee más con la madre o contigo. Suelen tartamudear más con quien más se preocupa y sé que es difícil no hacerlo cuando se atasca mucho, pero hay que estar tranquila y normal. En mi caso mi hija tartamudeaba menos con el padre y cuando se iba a casa de unos familiares en la playa. Es bueno también que esté distraída con cosas que hagan que se olvide de las dificultades que encuentra al hablar, si está muchas horas seguidas encerrada en casa, tartamudeará más. En el parque, con otros niños (los niños de esas edades no se dan cuenta de si otro tartamudea o no) probablemente hablará con más fluidez.
Si es por celos, también te diría que es muy importante que sienta que se la trata justamente en relación con la otra hermana. Finalmente te diría que llames a la Fundación nacional española de la tartamudez (creo que es así) y hables con Claudia, ella te dará consejos muy buenos, te tranquilizará y te hablará de un método que hay muy efectivo que se llama Lidcombe y que se ha implantado en España desde hace dos años más o menos. Si necesitas cualquier otra cosa, contacta conmigo.

Me gusta

21 de agosto de 2011 a las 12:17
En respuesta a

Tartamudeo con dos años y medio
Tengo una nietecita de la edad que he dicho en el título y que a raiz del nacimiento de mi otra nieta, hermana de esta, ha empezado a tartamudear y cada día se atasca mas,¿ como puedo ayudarle ?

Tartamudeo con dos años y medio
Mi hija de 4 años que ya no tartamudea empezó con dos, a los dos meses de nacer su hermana. No podía casi ni hablar porque tartamudeaba con cada palabra y tensaba la carita. Si la quieres ayudar lo más importante es que seais todos en la familia lo más natural posible con ella, tenéis que hacer como si no pasara nada, hay que tratarla como siempre. No le digais nunca "habla más tranquila, más despacio"...; no la interrumpáis ni desviéis la mirada cuando tartamudee y sobre todo, no terminéis vosotros lo que ella está diciendo. Pero lo más importante es que estéis tranquilos en la familia, los niños captan perfectamente nuestra preocupación. Fíjate, pero probablemente tartamudee más con la madre o contigo. Suelen tartamudear más con quien más se preocupa y sé que es difícil no hacerlo cuando se atasca mucho, pero hay que estar tranquila y normal. En mi caso mi hija tartamudeaba menos con el padre y cuando se iba a casa de unos familiares en la playa. Es bueno también que esté distraída con cosas que hagan que se olvide de las dificultades que encuentra al hablar, si está muchas horas seguidas encerrada en casa, tartamudeará más. En el parque, con otros niños (los niños de esas edades no se dan cuenta de si otro tartamudea o no) probablemente hablará con más fluidez.
Si es por celos, también te diría que es muy importante que sienta que se la trata justamente en relación con la otra hermana. Finalmente te diría que llames a la Fundación nacional española de la tartamudez (creo que es así) y hables con Claudia, ella te dará consejos muy buenos, te tranquilizará y te hablará de un método que hay muy efectivo que se llama Lidcombe y que se ha implantado en España desde hace dos años más o menos. Si necesitas cualquier otra cosa, contacta conmigo.

Me gusta

26 de diciembre de 2011 a las 16:40

Ayuda para la tartamudez
Si bien este problema es comun en muchos niños, te aconsejo no dejarlo acentuar con el tiempo y tratarlo desde un comienzo para que no empeore. En el sitio http://www.milagroparalatartamudez.co m/ encontrarás varios ejercicios y consejos que te ayudarán a solucionar el problema.
Espero te resulte de utilidad.
Saludos.-

Me gusta

26 de diciembre de 2011 a las 16:40

Ayuda para la tartamudez
Si bien este problema es comun en muchos niños, te aconsejo no dejarlo acentuar con el tiempo y tratarlo desde un comienzo para que no empeore. En el sitio http://www.milagroparalatartamudez.co m/ encontrarás varios ejercicios y consejos que te ayudarán a solucionar el problema.
Espero te resulte de utilidad.
Saludos.-

Me gusta

17 de enero de 2012 a las 16:14
En respuesta a

Ayuda para la tartamudez
Si bien este problema es comun en muchos niños, te aconsejo no dejarlo acentuar con el tiempo y tratarlo desde un comienzo para que no empeore. En el sitio http://www.milagroparalatartamudez.co m/ encontrarás varios ejercicios y consejos que te ayudarán a solucionar el problema.
Espero te resulte de utilidad.
Saludos.-

No milagros
he vivido 2 años con las disfluencias en el habla de mi hija y lo que tengo claro es que no existen milagros. Creo que es muy arriesgado que animes a las madres a que metan a sus hijos a hacer ejercicios que los hagan conscientes de sus dificultades en el habla, cuando en edades tempranas (entre 2y 6 años aproximadamente) es muy posible que se eliminen si los niños o las niñas no toman conciencia de ellas.

Lo importante es tener paciencia y yo recomiendo a las madres que tengan hijos en esas edades que se informen sobre el método Lidcombe antes de llevarlos a ningún logopeda (la mayoría de ellos no han oído hablar de él porque es un método que se acaba de introducir -hace 2 años más o menos- en España proveniente de Australia e Inglaterra . Mi hija de 4 años ha superado sus difluencias sin hacer ningún tipo de ejercicios, también es cierto que nunca la corregimos y que cuidamos que el entorno que la rodeaba no metiera la pata diciéndole que hablara más despacio, pidiéndole que repitiera, retirando la vista o riéndose de ella. Hablamos con la gente que trataba con ella y le dimos las pautas fundamentales y sobre todo, evitamos las situaciones que en ella le generaban bloqueos, (celos con la hermana pequeña). Tampoco la mimamos, eso hubiese sido peor y hubiese podido agravar el problema.

Tampoco utilizamos el método Lidcombe porque no hizo falta. Para otras edades puede ser que sean útiles los ejercicios de esa página, pero eso de "milagro" me resulta sospechoso. Insisto, lo mejor es que os informéis sobre el método Lidcombe y después decidáis, no dejéis pasar tiempo para informaros, cuanto antes se corrijan las disfluencias, mejor. Pero si se trabaja de forma consciente el habla de vuetros hijos ya se entorpece la efectividad del Lidcombe.

Me gusta

10 de febrero de 2013 a las 3:46

Busca ayuda
Hola aora2003. Lo que debes hacer es buscar ayuda con un médico. Son muy buenos, algunos, y profesionales, otros. También por internet existen cursos, talleres y demás que te pueden ayudar. Yo tengo el mismo problema que tu hija. Yo llevo un curso titulado "Comunicarse sin trabas". Me encanta lo práctico y útil del mismo curso. Lo vi en www.esthalon.com/educacion01.htm Ánimo

Me gusta

18 de julio de 2013 a las 9:04
En respuesta a

No milagros
he vivido 2 años con las disfluencias en el habla de mi hija y lo que tengo claro es que no existen milagros. Creo que es muy arriesgado que animes a las madres a que metan a sus hijos a hacer ejercicios que los hagan conscientes de sus dificultades en el habla, cuando en edades tempranas (entre 2y 6 años aproximadamente) es muy posible que se eliminen si los niños o las niñas no toman conciencia de ellas.

Lo importante es tener paciencia y yo recomiendo a las madres que tengan hijos en esas edades que se informen sobre el método Lidcombe antes de llevarlos a ningún logopeda (la mayoría de ellos no han oído hablar de él porque es un método que se acaba de introducir -hace 2 años más o menos- en España proveniente de Australia e Inglaterra . Mi hija de 4 años ha superado sus difluencias sin hacer ningún tipo de ejercicios, también es cierto que nunca la corregimos y que cuidamos que el entorno que la rodeaba no metiera la pata diciéndole que hablara más despacio, pidiéndole que repitiera, retirando la vista o riéndose de ella. Hablamos con la gente que trataba con ella y le dimos las pautas fundamentales y sobre todo, evitamos las situaciones que en ella le generaban bloqueos, (celos con la hermana pequeña). Tampoco la mimamos, eso hubiese sido peor y hubiese podido agravar el problema.

Tampoco utilizamos el método Lidcombe porque no hizo falta. Para otras edades puede ser que sean útiles los ejercicios de esa página, pero eso de "milagro" me resulta sospechoso. Insisto, lo mejor es que os informéis sobre el método Lidcombe y después decidáis, no dejéis pasar tiempo para informaros, cuanto antes se corrijan las disfluencias, mejor. Pero si se trabaja de forma consciente el habla de vuetros hijos ya se entorpece la efectividad del Lidcombe.

Con pena...
me encanto tu comentario buscare ayuda con el metodo que indicas.. yo lo estoy pasando mal con mi niña de 5 años desde que nacio su hermanito de casi 11 meses la vida se me ha puesto a cuadritos y ella ahora ha coemnzado a gatear, habla como bebe y ademas empezo a tartamudear muchisimo.. estoy muy triste xq no se como ayudarla.

Me gusta

19 de julio de 2013 a las 22:12
En respuesta a

Con pena...
me encanto tu comentario buscare ayuda con el metodo que indicas.. yo lo estoy pasando mal con mi niña de 5 años desde que nacio su hermanito de casi 11 meses la vida se me ha puesto a cuadritos y ella ahora ha coemnzado a gatear, habla como bebe y ademas empezo a tartamudear muchisimo.. estoy muy triste xq no se como ayudarla.

Ánimo!
Hola Carolina,

ten ánimo, tu hija es pequeña y hay muchas cosas que se pueden hacer para ayudarla. Mi hija que ahora tiene 6 años, casi no podía hablar, podía repetir una sílaba hasta más de doce veces y desde hace dos años ya no tiene problemas. Si quieres, ponte en contacto conmigo a través de un mensaje privado y hablamos. Ánimo, somos muchas las mamás que hemos pasado por lo mismo que tú.

2 likesMe gusta

26 de diciembre de 2013 a las 23:24
En respuesta a

No milagros
he vivido 2 años con las disfluencias en el habla de mi hija y lo que tengo claro es que no existen milagros. Creo que es muy arriesgado que animes a las madres a que metan a sus hijos a hacer ejercicios que los hagan conscientes de sus dificultades en el habla, cuando en edades tempranas (entre 2y 6 años aproximadamente) es muy posible que se eliminen si los niños o las niñas no toman conciencia de ellas.

Lo importante es tener paciencia y yo recomiendo a las madres que tengan hijos en esas edades que se informen sobre el método Lidcombe antes de llevarlos a ningún logopeda (la mayoría de ellos no han oído hablar de él porque es un método que se acaba de introducir -hace 2 años más o menos- en España proveniente de Australia e Inglaterra . Mi hija de 4 años ha superado sus difluencias sin hacer ningún tipo de ejercicios, también es cierto que nunca la corregimos y que cuidamos que el entorno que la rodeaba no metiera la pata diciéndole que hablara más despacio, pidiéndole que repitiera, retirando la vista o riéndose de ella. Hablamos con la gente que trataba con ella y le dimos las pautas fundamentales y sobre todo, evitamos las situaciones que en ella le generaban bloqueos, (celos con la hermana pequeña). Tampoco la mimamos, eso hubiese sido peor y hubiese podido agravar el problema.

Tampoco utilizamos el método Lidcombe porque no hizo falta. Para otras edades puede ser que sean útiles los ejercicios de esa página, pero eso de "milagro" me resulta sospechoso. Insisto, lo mejor es que os informéis sobre el método Lidcombe y después decidáis, no dejéis pasar tiempo para informaros, cuanto antes se corrijan las disfluencias, mejor. Pero si se trabaja de forma consciente el habla de vuetros hijos ya se entorpece la efectividad del Lidcombe.

Ayuda
AMIGA QUERIDA PORFAVOR ESTOY DESESPERADA MI HIJO DE 2 AÑOS COMENZO A TARTAMUDEAR DE CINCO DIAS ATRAS, Y SE TRABA MUCHO ME DA MUCHA PENA Y LEI TU COMENTARIO Y EN INTERNET BUSCO SOBRE EL METODO LIDCOMBE, PEROSOLO DICE DE QUE SE TRATA, PERO NOHAY UN MANUAL, NI NADA DE ESOM, PORFAVOR PARECE QUE TU SABES BASTANTE DE ESE METODO, DONDE PUEDO ENCONTRAR ESA INFORMACION. MIL GRACIAS

Me gusta

26 de diciembre de 2013 a las 23:28
En respuesta a

No milagros
he vivido 2 años con las disfluencias en el habla de mi hija y lo que tengo claro es que no existen milagros. Creo que es muy arriesgado que animes a las madres a que metan a sus hijos a hacer ejercicios que los hagan conscientes de sus dificultades en el habla, cuando en edades tempranas (entre 2y 6 años aproximadamente) es muy posible que se eliminen si los niños o las niñas no toman conciencia de ellas.

Lo importante es tener paciencia y yo recomiendo a las madres que tengan hijos en esas edades que se informen sobre el método Lidcombe antes de llevarlos a ningún logopeda (la mayoría de ellos no han oído hablar de él porque es un método que se acaba de introducir -hace 2 años más o menos- en España proveniente de Australia e Inglaterra . Mi hija de 4 años ha superado sus difluencias sin hacer ningún tipo de ejercicios, también es cierto que nunca la corregimos y que cuidamos que el entorno que la rodeaba no metiera la pata diciéndole que hablara más despacio, pidiéndole que repitiera, retirando la vista o riéndose de ella. Hablamos con la gente que trataba con ella y le dimos las pautas fundamentales y sobre todo, evitamos las situaciones que en ella le generaban bloqueos, (celos con la hermana pequeña). Tampoco la mimamos, eso hubiese sido peor y hubiese podido agravar el problema.

Tampoco utilizamos el método Lidcombe porque no hizo falta. Para otras edades puede ser que sean útiles los ejercicios de esa página, pero eso de "milagro" me resulta sospechoso. Insisto, lo mejor es que os informéis sobre el método Lidcombe y después decidáis, no dejéis pasar tiempo para informaros, cuanto antes se corrijan las disfluencias, mejor. Pero si se trabaja de forma consciente el habla de vuetros hijos ya se entorpece la efectividad del Lidcombe.

Ayuda
AMIGA QUERIDA PORFAVOR ESTOY DESESPERADA MI HIJO DE 2 AÑOS COMENZO A TARTAMUDEAR DE CINCO DIAS ATRAS, Y SE TRABA MUCHO ME DA MUCHA PENA Y LEI TU COMENTARIO Y EN INTERNET BUSCO SOBRE EL METODO LIDCOMBE, PEROSOLO DICE DE QUE SE TRATA, PERO NOHAY UN MANUAL, NI NADA DE ESOM, PORFAVOR PARECE QUE TU SABES BASTANTE DE ESE METODO, DONDE PUEDO ENCONTRAR ESA INFORMACION. MIL GRACIAS MI MAIL anitica03@hotmail.com

Me gusta

2 de marzo de 2014 a las 9:53

Tartamudeo evolutivo
TARTAMUEO EVOLUTIVO:
Soy un padre que ha pasado con su hijo por este proceso evolutivo. Mi hijo hablaba perfectamente desde los 2 años componiendo frases completas e incluso conjugando verbos y sin motivo aparente comenzó a tartamudear y a atascarse al iniciar las frases. Esto nos traumatizó ya que no le encontrábamos razón alguna. Comenzamos a leer foros buscando síntomas y posibles soluciones al supuesto problema. En la mayoría de los comentarios te dicen que es algo transitorio y que igual que ha venido se va, pero en nuestro caso eso no nos tranquilizaba, por lo que acudimos a varios logopedas y en la mayoría de los casos te dicen que puede tratarse de un proceso evolutivo pero no tratan al niño hasta los 4 o 5 años, por lo que no te solucionan nada. Finalmente encontramos un centro de neurología infantil en Madrid dirigido por el Dr. Barrio, que al parecer es una eminencia en el asunto y tras realizar diversas pruebas el doctor te hace una primera evaluación y en caso de ser necesario comenzarían a tratar al pequeño con el logopeda desde el primer momento. Esto nos tranquilizo ya que en caso de ser algo crónico tendríamos la posibilidad de tratarlo desde el primer momento. Puede que no tenga relación pero nosotros notamos que al estar menos angustiados sobre el asunto (aunque nunca hablamos del tema delante del niño y adoptamos todas las pautas que recomiendan), niño comenzó a mejorar y finalmente dejo de hacerlo pasados unos 3 meses.
Me prometí contar nuestra historia para tranquilizar a los padres (sé que no es fácil) sobre este asunto ya que en los foros encontraba muchos comentarios pidiendo ayuda sobre el tema, pero muy pocos comentando que se soluciona solo. (Solo nos preocupa el problema cuando nos afecta, pero una vez solucionado, se nos olvida por lo que hemos pasado).
Mi recomendación es seguir todas las pautas de comportamiento que recomiendan los logopedas y psicólogos infantiles a fin de que el niño no se percate del problema y cuando menos te los esperes este desaparece solo.
También quiero decir que no tengo ninguna relación oculta con el Dr. Barrio, pero que si le estoy muy agradecido por la comprensión que tuvo con nosotros y que al niño no hubo que tratarle de ninguna manera.
Un saludo y tranquilos que en la inmensa mayoría de los casos desaparece sólo.

2 likesMe gusta

8 de agosto de 2014 a las 23:51
En respuesta a

Tartamudeo evolutivo
TARTAMUEO EVOLUTIVO:
Soy un padre que ha pasado con su hijo por este proceso evolutivo. Mi hijo hablaba perfectamente desde los 2 años componiendo frases completas e incluso conjugando verbos y sin motivo aparente comenzó a tartamudear y a atascarse al iniciar las frases. Esto nos traumatizó ya que no le encontrábamos razón alguna. Comenzamos a leer foros buscando síntomas y posibles soluciones al supuesto problema. En la mayoría de los comentarios te dicen que es algo transitorio y que igual que ha venido se va, pero en nuestro caso eso no nos tranquilizaba, por lo que acudimos a varios logopedas y en la mayoría de los casos te dicen que puede tratarse de un proceso evolutivo pero no tratan al niño hasta los 4 o 5 años, por lo que no te solucionan nada. Finalmente encontramos un centro de neurología infantil en Madrid dirigido por el Dr. Barrio, que al parecer es una eminencia en el asunto y tras realizar diversas pruebas el doctor te hace una primera evaluación y en caso de ser necesario comenzarían a tratar al pequeño con el logopeda desde el primer momento. Esto nos tranquilizo ya que en caso de ser algo crónico tendríamos la posibilidad de tratarlo desde el primer momento. Puede que no tenga relación pero nosotros notamos que al estar menos angustiados sobre el asunto (aunque nunca hablamos del tema delante del niño y adoptamos todas las pautas que recomiendan), niño comenzó a mejorar y finalmente dejo de hacerlo pasados unos 3 meses.
Me prometí contar nuestra historia para tranquilizar a los padres (sé que no es fácil) sobre este asunto ya que en los foros encontraba muchos comentarios pidiendo ayuda sobre el tema, pero muy pocos comentando que se soluciona solo. (Solo nos preocupa el problema cuando nos afecta, pero una vez solucionado, se nos olvida por lo que hemos pasado).
Mi recomendación es seguir todas las pautas de comportamiento que recomiendan los logopedas y psicólogos infantiles a fin de que el niño no se percate del problema y cuando menos te los esperes este desaparece solo.
También quiero decir que no tengo ninguna relación oculta con el Dr. Barrio, pero que si le estoy muy agradecido por la comprensión que tuvo con nosotros y que al niño no hubo que tratarle de ninguna manera.
Un saludo y tranquilos que en la inmensa mayoría de los casos desaparece sólo.

Tartamudeo
muchas gracias!! estoy pasando por la misma situación con mi nene de 2 años y medio, hace una semana que empezó de la nada a tartamudear, al principio pensé que era un juego de el...después comenzamos a preocuparnos!!!

Me gusta

14 de febrero de 2015 a las 20:23
En respuesta a

Tartamudeo evolutivo
TARTAMUEO EVOLUTIVO:
Soy un padre que ha pasado con su hijo por este proceso evolutivo. Mi hijo hablaba perfectamente desde los 2 años componiendo frases completas e incluso conjugando verbos y sin motivo aparente comenzó a tartamudear y a atascarse al iniciar las frases. Esto nos traumatizó ya que no le encontrábamos razón alguna. Comenzamos a leer foros buscando síntomas y posibles soluciones al supuesto problema. En la mayoría de los comentarios te dicen que es algo transitorio y que igual que ha venido se va, pero en nuestro caso eso no nos tranquilizaba, por lo que acudimos a varios logopedas y en la mayoría de los casos te dicen que puede tratarse de un proceso evolutivo pero no tratan al niño hasta los 4 o 5 años, por lo que no te solucionan nada. Finalmente encontramos un centro de neurología infantil en Madrid dirigido por el Dr. Barrio, que al parecer es una eminencia en el asunto y tras realizar diversas pruebas el doctor te hace una primera evaluación y en caso de ser necesario comenzarían a tratar al pequeño con el logopeda desde el primer momento. Esto nos tranquilizo ya que en caso de ser algo crónico tendríamos la posibilidad de tratarlo desde el primer momento. Puede que no tenga relación pero nosotros notamos que al estar menos angustiados sobre el asunto (aunque nunca hablamos del tema delante del niño y adoptamos todas las pautas que recomiendan), niño comenzó a mejorar y finalmente dejo de hacerlo pasados unos 3 meses.
Me prometí contar nuestra historia para tranquilizar a los padres (sé que no es fácil) sobre este asunto ya que en los foros encontraba muchos comentarios pidiendo ayuda sobre el tema, pero muy pocos comentando que se soluciona solo. (Solo nos preocupa el problema cuando nos afecta, pero una vez solucionado, se nos olvida por lo que hemos pasado).
Mi recomendación es seguir todas las pautas de comportamiento que recomiendan los logopedas y psicólogos infantiles a fin de que el niño no se percate del problema y cuando menos te los esperes este desaparece solo.
También quiero decir que no tengo ninguna relación oculta con el Dr. Barrio, pero que si le estoy muy agradecido por la comprensión que tuvo con nosotros y que al niño no hubo que tratarle de ninguna manera.
Un saludo y tranquilos que en la inmensa mayoría de los casos desaparece sólo.

me gustaria saber mas
Hola buenas me a ayudado mucho lo que as puesto me a tranquilizado
Pero me gustaria saber mas del tema mi niña hablaba perfectamente y la verdad k estoy muy asustada porque ya no sabe decir las cosas ya no tiene la gracia de antes la cuesta mucho decir los nombres de lo k ya sabia y mi pediatra no me da solucion e ido a urgencias kiero k mi niña este como antes que pautas son las k tengo k acer x favor
Gracias

Me gusta

17 de febrero de 2015 a las 10:45

Tartamudeo con 3 años
Buenos días soy una mama de alicante desesperada ya que mi hijo de 3 años desde hace dos meses ha empezado a tartamudear, pensaba que iba a ser algo pasajero pero cada día va a mas.
He estado leyendo vuestros comentarios y la verdad es que no se donde acudir, no se si a un logopeda, foniatra, neurólogo infantil...no se que pasos seguir.
Por favor podríais orientarme porque hasta ahora donde lo he llevado me dicen que es un tic y no me convence. Gracias

Me gusta

26 de marzo de 2015 a las 14:19
En respuesta a

Tartamudeo con 3 años
Buenos días soy una mama de alicante desesperada ya que mi hijo de 3 años desde hace dos meses ha empezado a tartamudear, pensaba que iba a ser algo pasajero pero cada día va a mas.
He estado leyendo vuestros comentarios y la verdad es que no se donde acudir, no se si a un logopeda, foniatra, neurólogo infantil...no se que pasos seguir.
Por favor podríais orientarme porque hasta ahora donde lo he llevado me dicen que es un tic y no me convence. Gracias

Hola
buen dia nieves yo tengo el mismo problema con mi hijo de 5 años no te preocupes eso se soluciona va a llevar un tiempito pero se soluciona yo lo estoy llevando a mi hijo a una sicologa infantil a una sicopegagoga y a una fonoaudiologa y esta mejorando de apoco espero que te sirva

Me gusta

31 de mayo de 2015 a las 16:02
En respuesta a

Ánimo!
Hola Carolina,

ten ánimo, tu hija es pequeña y hay muchas cosas que se pueden hacer para ayudarla. Mi hija que ahora tiene 6 años, casi no podía hablar, podía repetir una sílaba hasta más de doce veces y desde hace dos años ya no tiene problemas. Si quieres, ponte en contacto conmigo a través de un mensaje privado y hablamos. Ánimo, somos muchas las mamás que hemos pasado por lo mismo que tú.

Ayuda
Me ayudan por favor?el mensaje suyo es de hace tiempo y me gustaría saber como puedo ayudar a mi hija de 4 años que tartamudea mucho, lleva un mes y parece que va a más, me han dado pautas para llevar en casa pero la nena no va a mejor, podrían ayudarme por favor? Laumareng@gmail.com

Me gusta

31 de mayo de 2015 a las 16:06
En respuesta a

Tartamudeo con 3 años
Buenos días soy una mama de alicante desesperada ya que mi hijo de 3 años desde hace dos meses ha empezado a tartamudear, pensaba que iba a ser algo pasajero pero cada día va a mas.
He estado leyendo vuestros comentarios y la verdad es que no se donde acudir, no se si a un logopeda, foniatra, neurólogo infantil...no se que pasos seguir.
Por favor podríais orientarme porque hasta ahora donde lo he llevado me dicen que es un tic y no me convence. Gracias

Ayuda
Hola, yo también tengo una nena que tiene 4 años y desde hace un mes ha empezado a tartamudear y cada vez más, por favor que alguien me ayude, necesito ayudarla, nos han dado pautas para casa diciendo que será evolutivo, pero ella va a más.. Necesito ayuda por favor laumareng@gmail.com

Me gusta

28 de julio de 2015 a las 2:56
En respuesta a

Tartamudeo con 3 años
Buenos días soy una mama de alicante desesperada ya que mi hijo de 3 años desde hace dos meses ha empezado a tartamudear, pensaba que iba a ser algo pasajero pero cada día va a mas.
He estado leyendo vuestros comentarios y la verdad es que no se donde acudir, no se si a un logopeda, foniatra, neurólogo infantil...no se que pasos seguir.
Por favor podríais orientarme porque hasta ahora donde lo he llevado me dicen que es un tic y no me convence. Gracias

Papa preocupado tambien
Hola, mi Benita también pasa por lo mismo, hace mes y medio empezó, se mejoro mucho pero luego empeoro mas, ya a veces no le sale algunas palabras y sufre mucho, hace un esfuerzo enorme y suda. Quería saber como le fue a tu bebe?

Me gusta

27 de octubre de 2015 a las 8:44
En respuesta a

Ánimo!
Hola Carolina,

ten ánimo, tu hija es pequeña y hay muchas cosas que se pueden hacer para ayudarla. Mi hija que ahora tiene 6 años, casi no podía hablar, podía repetir una sílaba hasta más de doce veces y desde hace dos años ya no tiene problemas. Si quieres, ponte en contacto conmigo a través de un mensaje privado y hablamos. Ánimo, somos muchas las mamás que hemos pasado por lo mismo que tú.

Consejos
HOLA DISCULPA PERO SOY UN PADRE DESESPERADO Q E TENIDO Q CREAR ESTA CUENTA EN UN FORO FEMENINO MI HIJA ASE 15 DIAS EMPEZO A TARTAMUDEAR DE MENOS A MAS NO ELLA TIENE 2 AÑOS Y MEDIO Y HABLABA MUY BIEN LEI TU COMENTARIO Y CREO Q TU PUEDES AYUDARME GRACIAS.

Me gusta

9 de junio de 2016 a las 11:50

Tartamudeo con dos años y medio
Hola!
No sé como estará ahora tu hija, puede que ya haya dejado de tartamudear.
Lo que cuentas es algo bastantes frecuente.
Mi hijo tiene dos años y 8 meses. Comenzó hace dos meses a tartamudear de repente, de un día para otro. Consulté con pediatras y logopedas, y todos me decían lo mismo, que algo forma parte del desarrollo del lenguaje y que se desaparecerá.
Mi hijo es un niño bastante nervioso y habla rapidísimo.
En estos dos meses ha habido semanas en las que no ha tartamudeado, y otras que han sido bastante duras!
Yo lo lleve bastante mal al principio, incluso me escondía para llorar, porque se me partía el alma de oirlo hablar así.
Te doy algunos consejos (que me dieron logopeda y pediatra):
- no le termines las frases
- no le regañeis, ni pongas caras raras cuando se atranque
- hacedle preguntas cuyas respuestas sean cortas y fáciles de decir para ella
-no le hagáis hablar en público si ella no quiere.

En definitiva, por muy duro que sea, lo que hay que hacer es no hacer nada!.
Yo estoy casi segura de que se le irá, porque de hecho tiene días que no lo hace nunca.

Espero haberte ayudado.
Un beso

2 likesMe gusta

3 de julio de 2016 a las 15:13

Hola ya a pasado muchos meses creo ya etapa cruzada para tu niña
Es frecuente que con 3 o 4 años tu hijo empiece a tartamudear, repita las palabras y se atasque. No te preocupes. Esto ocurre porque tu hijo piensa más rápido de lo que es capaz de articular y mientras organiza las palabras en su cabeza se atasca y repite una todo el rato. Es una cuestión de unos meses.
Debes darle tiempo para que arranque, sin tratar de adivinar lo que dice o de hablar por él. Si se le presiona mucho o si se le interrumpe, la tensión aumentará, contraerá los músculos para ayudar a expulsar las palabras y podrían comenzar a asociar al tartamudeo estos movimientos a modo de tics.
Si se atasca mucho, prueba a decirle: espera un momento, vamos a hacer esto, mira. Inspiráis y expiráis, entonces, profunda y lentamente (con un gran suspiro relajando todo el cuerpo) y continúas después: ahora, cariño, ¿qué me querías decir?. Verás cómo las palabras fluirán sin dificultad y es posible que con el tiempo sea él mismo el que use este truco espontáneamente.

1 likesMe gusta

25 de julio de 2016 a las 16:21
En respuesta a

Tartamudeo evolutivo
TARTAMUEO EVOLUTIVO:
Soy un padre que ha pasado con su hijo por este proceso evolutivo. Mi hijo hablaba perfectamente desde los 2 años componiendo frases completas e incluso conjugando verbos y sin motivo aparente comenzó a tartamudear y a atascarse al iniciar las frases. Esto nos traumatizó ya que no le encontrábamos razón alguna. Comenzamos a leer foros buscando síntomas y posibles soluciones al supuesto problema. En la mayoría de los comentarios te dicen que es algo transitorio y que igual que ha venido se va, pero en nuestro caso eso no nos tranquilizaba, por lo que acudimos a varios logopedas y en la mayoría de los casos te dicen que puede tratarse de un proceso evolutivo pero no tratan al niño hasta los 4 o 5 años, por lo que no te solucionan nada. Finalmente encontramos un centro de neurología infantil en Madrid dirigido por el Dr. Barrio, que al parecer es una eminencia en el asunto y tras realizar diversas pruebas el doctor te hace una primera evaluación y en caso de ser necesario comenzarían a tratar al pequeño con el logopeda desde el primer momento. Esto nos tranquilizo ya que en caso de ser algo crónico tendríamos la posibilidad de tratarlo desde el primer momento. Puede que no tenga relación pero nosotros notamos que al estar menos angustiados sobre el asunto (aunque nunca hablamos del tema delante del niño y adoptamos todas las pautas que recomiendan), niño comenzó a mejorar y finalmente dejo de hacerlo pasados unos 3 meses.
Me prometí contar nuestra historia para tranquilizar a los padres (sé que no es fácil) sobre este asunto ya que en los foros encontraba muchos comentarios pidiendo ayuda sobre el tema, pero muy pocos comentando que se soluciona solo. (Solo nos preocupa el problema cuando nos afecta, pero una vez solucionado, se nos olvida por lo que hemos pasado).
Mi recomendación es seguir todas las pautas de comportamiento que recomiendan los logopedas y psicólogos infantiles a fin de que el niño no se percate del problema y cuando menos te los esperes este desaparece solo.
También quiero decir que no tengo ninguna relación oculta con el Dr. Barrio, pero que si le estoy muy agradecido por la comprensión que tuvo con nosotros y que al niño no hubo que tratarle de ninguna manera.
Un saludo y tranquilos que en la inmensa mayoría de los casos desaparece sólo.

Gracias por tu mensaje sobre el dr. barrio
Gracias por tus palabras, tan tranquilizadoras. Acabo de pedir cita con el Dr. Barrio y ojalá nuestra experiencia resulte tan positiva como la vuestra. No obstante, agradeceríamos infinito poder tratar algunos aspectos del tema desde la perspectiva de los padres. Si no os importara, podéis contactar con nosotros en aworldofwords@gmail.com. Prometemos no dar mucha lata.

1 likesMe gusta

2 de agosto de 2016 a las 23:57
En respuesta a

Hola aroa
Hola!! Ante todo no te preocupes, a mi hija que ahora tiene 4 años le paso exactamente igual. Siempre ha sido una niña muy despierta y espabilada, y muy adelantada en todo, vamos que era bien pequeña y se la veía bastante "madura" para su edad.
Cuando cumplió dos años nació su hermanito y no veas que bien asumió todo, ni celos, ni rabietas, nada de nada. Yo estaba alucinada, temía mucho ese momento porque ella fue la primera hija, la primera nieta, la primera sobrina, osea, mimos por todos los lados. Pero muy al contrario de lo que esperábamos ella lo aceptó fenomenal, además era muy "independiente" para su edad, se entretenía a ratitos jugando sóla, etc..
Pues bien, ese verano, cuando mi hijo pequeño tenía 7 meses, mi marido no tenía vacaciones hasta agosto, por lo que decidimos irnos nosotros tres(mis dos hijos y yo) a la playa unos días antes con los abuelos. Pues eso, mi marido aprovecho un fin de semana para hacer el viaje y poder llevar todas las cosas. Todo fenomenal, mi hija tiene muy buena relación con mis padres. El domingo por la mañana mi marido habló con la niña y le dijo que tenía que volver a Madrid para trabajar pero que volvía el fin de semana, ella lo aceptó muy bien. Cuando se levantó de la siesta y vio que no estaba su papi, se agarró a mi y empezó a decir : tu no te vayas eh mama?? y yo le dije que no que nadie se iba a ir. Esa misma tarde mi hijo pequeño nos sorprendió a todos empezando a gatear por la terraza, así de la noche a la mañana, como si lo hubiera estado haciendo siempre. Puedes imaginarte la "minifiesta" de celebraación de los abuelos, que si que mayor, que como había pasado el tiempo...
En fin, que a la mañana siguiente la niña se levantó tartamudeando. Empezó con alguna frase y según fue acabando el día no era capaz ni de contarle al papi lo que había hecho en la playa, imagínate el panorama... Mi madre y yo somos profesoras así que hablando por la noche, llegamos a la conclusión de que podía ser toda esa situación que había vivido y no le dimos mayor importancia. Pues bien, los días pasaban y la niña cada vez iba a peor, nada más te digo que hasta pensé en volverme de la playa y todo... A los diez días mis padres se fueron y llegó mi marido. Yo pensé que así se iba a arreglar todo, pero nada, la niña seguía igual y aunque nosotros tratábamos de no darle importancia, es algo imposible, yo notaba su angustia cuando alguien le preguntaba algo, ya no quería ni ponerse al teléfono cuando nos llamaba la gente. La tratamos con mil mimos, intentamos "dejar de lado" al peque en su presencia(pobrecito mío, al fin y al cabo él no se enteraba de nada..), pero nada, cada vez peor..
En cuanto volvimos a Madrid fui al pediatra (primero sin ella para comentarle el caso) y me dijo que a esa edad es muy común, que les suele pasar a niños muy inteligentes que su mente va más rápido que su habla y por eso se tropiezan, y me comentó que además a la mía le podía haber surgido como una vía de escape para demostrar los celos que no había tenido, es decir, como si no lo hubiera sabido exteriorizar de otra manera. Yo le dije que me extrañaba, porque el pequeño ya tenía 9 meses, pero me dijo que es exactamente cuando surgen los celos. Los niños más independientes y maduros no ven competencia en un bebe que se pasa el día durmiendo y comiendo (cuando era bebe), pero cuando empiezan a "despertar" ahí ven su
competencia..
Me dijo que no nos obsesionáramos, que era muy pequeña para llevarla a ningún especialista, que la diéramos tiempo y que ella no notara que nos preocupaba porque si no sería su "arma perfecta"..
Empezó el cole y seguía igual , unos días mejor y otros peor, pero no desparecía. Lo comentamos con su profesora y nos dijo lo mismo que el pediatra, pero la pobre niña ya decía : hoy no he hablado en la asamblea, porque como no lo hago bien...(nos daba una pena que nos moríamos...). Pues bien, como a las dos semanas empezamos a notar un montón de mejoría, aunque no nos queríamos hacer ilusiones..., pero sí, igual que vino se fue. La profe y el pediatra son de la opinión que en ese tiempo el plano intelectual y el lingüístico se "acoplaron", y por otra parte, al empezar el cole apareció otro mundo para ella, ya no éramos su mama, su papa, su hermano y ella, había mucha más gente, casi todos tenían hermanitos, la niña vió que aunque su hermano creciera ella no perdía su posición...En fin, un cúmulo de cosas que hizo que todo voviera a su lugar. Todavía me acuerdo que después nos decía, ahora ya sí que puedo contar lo que quiera, es que antes la boquita no me dejaba...(no sé si reir o llorar...).Para colmo, como a los dos meses, nos surgió la oportunidad de cambiar de casa, lo que implicaba un cambio de cole ¡¡con 3 años!! y nos entró el pánico. Pero nada, nos armamos de valor y lo hicimos y la niña, fenomenal. Yo creo que después de todo lo que pasó y de su "lucha interna", la niña ya ha comprendido que aunque cambien las cosas "exteriores" nosotros siempre vamos a seguir a su lado ((¡¡qué bonito!!)).
Pues nada hija, que lo siento por el rollo que te he metido, pero he recordado la angustia con la que viví ese período y he pensado que alomejor contándote la historia completa podías encontrar algo que te sirva para tu peque. Espero que pronto vuelva a ser la misma de siempre.... Muchos besos.
Pues eso, que lo siento por el rollo

Hola cocacola ya s q hace mucho d tu mensaje pero me podrias decir cuanto tiempo duro la disfluencia d tu pequeña, yo estoy un poco preocupada con la mia ya lleva algo mas d 6 meses y no desaparece, hay dias q esta algo mejor y otros q m gustaria no escucharla porque me dan ganas d llorar. La tuya hacia alguna muesca con la cara? Gracias d antemano

Me gusta

8 de mayo de 2017 a las 20:03
En respuesta a

hola!
tengo una niña de 2 años y medio, y de repente una mañana amanecio tartamudeando, de esto hace 2 dias,,, ¿a alguien la ha pasado? porfavor contarme
gracias

a mi me paso y estoy desesperado mi hija de 2 años y 05 meses hace 2 dias comenzo a tartamudear, ella hablaba normal y claro desde los 11 meses, pero me 
preocupa derrepente que este tartamudeando, alguien que me de consejos se los agradecere.. gracias

Me gusta

24 de julio de 2017 a las 4:20
En respuesta a

Hola aroa
Hola!! Ante todo no te preocupes, a mi hija que ahora tiene 4 años le paso exactamente igual. Siempre ha sido una niña muy despierta y espabilada, y muy adelantada en todo, vamos que era bien pequeña y se la veía bastante "madura" para su edad.
Cuando cumplió dos años nació su hermanito y no veas que bien asumió todo, ni celos, ni rabietas, nada de nada. Yo estaba alucinada, temía mucho ese momento porque ella fue la primera hija, la primera nieta, la primera sobrina, osea, mimos por todos los lados. Pero muy al contrario de lo que esperábamos ella lo aceptó fenomenal, además era muy "independiente" para su edad, se entretenía a ratitos jugando sóla, etc..
Pues bien, ese verano, cuando mi hijo pequeño tenía 7 meses, mi marido no tenía vacaciones hasta agosto, por lo que decidimos irnos nosotros tres(mis dos hijos y yo) a la playa unos días antes con los abuelos. Pues eso, mi marido aprovecho un fin de semana para hacer el viaje y poder llevar todas las cosas. Todo fenomenal, mi hija tiene muy buena relación con mis padres. El domingo por la mañana mi marido habló con la niña y le dijo que tenía que volver a Madrid para trabajar pero que volvía el fin de semana, ella lo aceptó muy bien. Cuando se levantó de la siesta y vio que no estaba su papi, se agarró a mi y empezó a decir : tu no te vayas eh mama?? y yo le dije que no que nadie se iba a ir. Esa misma tarde mi hijo pequeño nos sorprendió a todos empezando a gatear por la terraza, así de la noche a la mañana, como si lo hubiera estado haciendo siempre. Puedes imaginarte la "minifiesta" de celebraación de los abuelos, que si que mayor, que como había pasado el tiempo...
En fin, que a la mañana siguiente la niña se levantó tartamudeando. Empezó con alguna frase y según fue acabando el día no era capaz ni de contarle al papi lo que había hecho en la playa, imagínate el panorama... Mi madre y yo somos profesoras así que hablando por la noche, llegamos a la conclusión de que podía ser toda esa situación que había vivido y no le dimos mayor importancia. Pues bien, los días pasaban y la niña cada vez iba a peor, nada más te digo que hasta pensé en volverme de la playa y todo... A los diez días mis padres se fueron y llegó mi marido. Yo pensé que así se iba a arreglar todo, pero nada, la niña seguía igual y aunque nosotros tratábamos de no darle importancia, es algo imposible, yo notaba su angustia cuando alguien le preguntaba algo, ya no quería ni ponerse al teléfono cuando nos llamaba la gente. La tratamos con mil mimos, intentamos "dejar de lado" al peque en su presencia(pobrecito mío, al fin y al cabo él no se enteraba de nada..), pero nada, cada vez peor..
En cuanto volvimos a Madrid fui al pediatra (primero sin ella para comentarle el caso) y me dijo que a esa edad es muy común, que les suele pasar a niños muy inteligentes que su mente va más rápido que su habla y por eso se tropiezan, y me comentó que además a la mía le podía haber surgido como una vía de escape para demostrar los celos que no había tenido, es decir, como si no lo hubiera sabido exteriorizar de otra manera. Yo le dije que me extrañaba, porque el pequeño ya tenía 9 meses, pero me dijo que es exactamente cuando surgen los celos. Los niños más independientes y maduros no ven competencia en un bebe que se pasa el día durmiendo y comiendo (cuando era bebe), pero cuando empiezan a "despertar" ahí ven su
competencia..
Me dijo que no nos obsesionáramos, que era muy pequeña para llevarla a ningún especialista, que la diéramos tiempo y que ella no notara que nos preocupaba porque si no sería su "arma perfecta"..
Empezó el cole y seguía igual , unos días mejor y otros peor, pero no desparecía. Lo comentamos con su profesora y nos dijo lo mismo que el pediatra, pero la pobre niña ya decía : hoy no he hablado en la asamblea, porque como no lo hago bien...(nos daba una pena que nos moríamos...). Pues bien, como a las dos semanas empezamos a notar un montón de mejoría, aunque no nos queríamos hacer ilusiones..., pero sí, igual que vino se fue. La profe y el pediatra son de la opinión que en ese tiempo el plano intelectual y el lingüístico se "acoplaron", y por otra parte, al empezar el cole apareció otro mundo para ella, ya no éramos su mama, su papa, su hermano y ella, había mucha más gente, casi todos tenían hermanitos, la niña vió que aunque su hermano creciera ella no perdía su posición...En fin, un cúmulo de cosas que hizo que todo voviera a su lugar. Todavía me acuerdo que después nos decía, ahora ya sí que puedo contar lo que quiera, es que antes la boquita no me dejaba...(no sé si reir o llorar...).Para colmo, como a los dos meses, nos surgió la oportunidad de cambiar de casa, lo que implicaba un cambio de cole ¡¡con 3 años!! y nos entró el pánico. Pero nada, nos armamos de valor y lo hicimos y la niña, fenomenal. Yo creo que después de todo lo que pasó y de su "lucha interna", la niña ya ha comprendido que aunque cambien las cosas "exteriores" nosotros siempre vamos a seguir a su lado ((¡¡qué bonito!!)).
Pues nada hija, que lo siento por el rollo que te he metido, pero he recordado la angustia con la que viví ese período y he pensado que alomejor contándote la historia completa podías encontrar algo que te sirva para tu peque. Espero que pronto vuelva a ser la misma de siempre.... Muchos besos.
Pues eso, que lo siento por el rollo

Holaaa he leido esto.....estoy pasando por halgo similar ..y estoy muy angustida....matilda con dos años y medio comenzo con lo mismo..consulte fonoaudiologa pediatra....y tal cual.....solo necesito calma

Me gusta

28 de julio de 2018 a las 7:48
Respuesta útil para el autor
En respuesta a

Tartamudeo
Mi hijo tiene 3 años y 1 mes y desde hace 5 meses ya se atrancaba hablando repitiendo la primera silaba pero desde hace dos dias mi hijo ha pasado de hablar asi que en un principio no le impedia tener una conversacion normal porque no era muy continuo a hablar de esta forma mmmmmmmmama mmmme mmmmmmmmmmmonta en el columpio.Es super angustioso porque esto va acompañado de el cierre de los ojos y de un pequeño gritito para que le salga la silaba.Por favor responderme si sabeis algo porque estoy muy asustada al pensar que ha sido un empeoramiento de su tartamudeo inicial.Mañana voy al pediatra.

Hola ya pasaron algunos años de tu publicación yo justo ahora estoy pasando exactamente lo mismo hace una semana empezó y ha ido empeorando ya que ahora  cierra sus ojos y se bloquea trató de seguir los consejos no angustiarme y no angustiarlo pero la verdad es muy preocupante, me gustaría saber si me puedes conpartir que evolución tuvo tu hijo se que todos los niños son diferente pero durante la espera es reconfortante leer los casos de evolucion Saludos 

Me gusta

ISDIN Si-Nails

ISDIN Si-Nails

Compartir
#instapic #picoftheday #Fashion #Beauty #Fitness #Deco
instagram